Comenzó el 2023

Columnas 11 de enero de 2023 Por William Marino
Con motivo del comienzo de este 2023 leía algo de Mario Benedetti: "Defender la alegría como una trinchera, defenderla del escandalo y de la rutina, de la miseria y de los miserables, de las ausencias transitoria y definitivas".
ob_16e869_puno

Pero como no me pude definir por un encabezado para comenzar esta primera nota del año, también tomo como mías las palabras escritas del Periodista, escritor y Militante político Checoslovaco Julios Fucik asesinado por el nazismo. Él decía: "me di cuenta de que había libros que hablaban y otros que eran mudos. Decidí por consiguiente que debía luchar porque no existieran libros mudos o mentiros.  Me lo propuse como mi tarea en la batalla por un mundo mejor"

    Lo bueno que cuando termina un año eN que casi todo el mundo desea y hasta realiza un balance del año anterior y que perspectiva hay para lo que viene.  Yo creo que estoy en ese "casi", este podría ser el tercer artículo de no sé cuántos, porque siempre tendríamos que realizar la critica y auto critica de nuestra manera de ser y proceder. Más cuando nos creemos o somos actores y seres políticos además de Militantes sociales.  Seguro que en política NO hay una sola opinión, hay muchas. Aunque yo diría que hay solo dos opiniones: derecha e izquierda. Pero siempre se destacará la que tenga mejor informacion, comunicación, propaganda.  Para ello debemos decir que lo fundamental es no perder de vista la realidad de la sociedad, no alejarse de ese centro social que nos permite ver con claridad en que anda nuestro enemigo de clase. Pue solo así se le podrá dar respuesta, rápida y en tiempo real sin desviarnos de los temas más importantes además de no perder el centro del ring.  Seguro que para poder realizar algunas cosas debes tener buena comunicación y además contar con buenos comunicadores, para transformar en propaganda y agitación en contra de nuestro enemigo político. Y cuando hablamos de esto estamos hablando de equipos, estamos hablando de MILITANTES no de oficinas instaladas y pagas, que poco y nada sentirán si ganan o no una elección. La derecha trabaja diferente, pues tienen un verdadero ejercito de ¨tanques pensantes¨. 

   En el primer balotaje por la presidencia de este país en 1999, entre Tabaré Vázquez y Jorge Batlle, muchos militantes realizaban cuenta de cuantos cargos políticos le tocaría a cada sector. Pero ganaría Jorge Batlle y el Frente Amplio siguió solo con su Montevideo, que ganaría por segunda vez Mariano Arana. Fue por esa época que escuché o vi escrita una frase: “ser leal a tu grupo político, jamás te debe llevar a una ceguera ante la realidad social”.      Al poco tiempo llego la crisis del 2002 con todas sus consecuencias. Niños comiendo pasto, en barrios pobres, como lo era Carlos de la Vega y Yugoslavia. En la ciudad de Bella Unión (Artigas) la policlínica registraba el índice más alto de desnutrición infantil de todo el Uruguay, aun hoy la derecha no reconoce eso, como hoy no reconoce el tema de las ollas populares.  Octubre del 2004, gana el Frente Amplio en primera vuelta. TABARE presidente. El mismo que dijo, siendo Intendente de Montevideo en 1990, “antes de tapar un pozo, prefiero darle de comer a un niño”. 

    En ese periodo parlamentario el Frente Amplio tenía mayorías absolutas en ambas cámaras: 17 senadores y 50 diputado, teníamos todos los ministros y miles de cargos de particular confianza. El pueblo nos había confiado seis intendencias y mayoría absoluta en siete municipios de Montevideo. Fue algo muy hermoso, muy lindo, además de ser muy particular. En los planos de dirección, los nuevos directores y ministros eran en su inmensa mayoría de origen humilde. Se volvía a ver a ministros, Diputados, Senadores y directores que iban a ¨trabajar¨ en ómnibus, en bicicleta, en moto y autos muy modestos. Pero 15 años es mucho tiempo, cuando la derecha sigue realizando su trabajo ideológico. Ellos trabajan como las hormigas, ellos hoy están trabajando como la izquierda, ellos traen lenguaje y planteamientos como si fueran gente de abajo, se instalan en los asentamientos y barrios pobres donde se hacen pasar por gente que piensan en los de abajo. Todo porque en los casos nuestros militantes se han mudado a sitios mejores, más seguros, cosas que podríamos decir que está muy bien. El mejorar en nuestra calidad de vida es muy bien, pero jamás nos debemos de olvidar del que esta mas abajo y por diferentes causas no pudo avanzar más. Y el que esta en ¨el gobierno es nuestro partido político´, nos decía alguien que tiene porque saberlo.   Pero la soberbia y el arribismo cambiaron muchas cosas.        

     Faltan unos 500 días, para la primera elección, interna, con voto no obligatorio, que, en política, no es mucho tiempo.   Otras de las cosas que hoy se pregunta el frenteamplista, el que milita de a pie, porque el Frente no ha respondido a los grandes, “cachones” que nos da la derecha. Tal vez sea una táctica política. Las escasas contestaciones al tema del pasaporte de Sebastián Marcet, al tema Astesiano que podemos decir que hay mas ramas para investiga que árbol frondoso. Derivado del primero tenemos la renuncia de la vice MM.RR.EE. la señora Ache que tuvo una interesante charla con el abogado-representante del narco que, al decir de Maciel, el número tres del ministerio del interior le aviso a la Sra. Ache que Marcet es ¨un narco peligroso, pesado y seria terrible que quedara suelto¨.

   Seguro que muchos frenteamplistas no tienen duda que el problema fundamental del frente es la comunicación de la incomunicación que tiene, o mejor dicho no tiene. Tenemos a través de la prensa, en especial por TV, como salió la derecha con todo, con un tema muy sensible la suba del boleto. Volvimos a quedar como los malos de la película. La intendenta Carolina Cose  subió el boleto cuando bajo la nafta el gobierno nacional, no el de los blancos sino los multi frutas.  Por ultimo (por hoy) diré algo que muchos medios de comunicación lo destacaban el costo de vida al final no fue tan alto llego al 8.29 % en promedio. Lo que si subió mucho mas fue la canasta básica. Y varios medios de prensa destacaban que el rubro transporte bajo. ¿Porque bajo? “Porque bajaron el precio de los automóviles, las motos y los pasajes de avión”.  Pero el canal 10 envió periodistas a preguntarle a la gente por lo menos en tres terminales de bus si sabía y estaba de acuerdo con el aumento del boleto.    Por eso la derecha muy hábilmente dice: el gobierno nacional baja el transporte, pero la izquierda sube el boleto.

   Del plano internacional, del año 2022 nos que da en el tintero la guerra de la OTAN contra Rusia. La levantada económica de Venezuela, el triunfo de Lula y lo que sucedió después.  

                                                          WILLIAM  MARINO       

                        correo electrónico: [email protected],com

        

Te puede interesar